El potencial venezolano en el área tecnológico es gigantesco y Wave Tech Hub pretende incentivarlo y visibilizarlo
Wave Tech Hub, el espacio para incentivar el emprendimiento tecnológico en Venezuela
22 de noviembre de 2021
Ya es un NFT el Récord Guinness a la orquesta más grande del mundo
22 de noviembre de 2021

El caldo de hueso, el superalimento que vuelve a las cocinas

El colágeno es una proteína que se encarga de unir los tejidos conectivos como músculos, tendones, ligamentos, piel, huesos, cartílagos u órganos. Por lo que su consumo es fundamental para mantenernos saludables y que nuestro organismo se regenere y se mantenga joven más tiempo. Y de esto está lleno el caldo de huesos.

El caldo de hueso, superalimento que vuelve a las cocinas. ¿Lo preparaste?

Recuerdas que para nuestras abuelas, un buen caldo es la estrella contra cualquier mal.

Pues, por su alta concentración de colágeno, el caldo a base de huesos y cartílagos desde hace algunos años ha ganado muchos adeptos. Consumirlo diariamente nos ofrece unos aportes nutricionales excelentes destacando el aporte de colágeno.

Sin embargo, este plato es conocido desde la antigüedad como medicina curativa. Los fanáticos de los caldos de huesos atribuyen múltiples beneficios para la salud en el consumo habitual de este alimento.

Tradicionalmente, ha sido relacionado con la curación del intestino, problemas digestivos y articulares en particular.

Hagamos memoria

Cuando comemos carne, sea del animal que sea, lo más común es consumir solo el músculo.

Estos trozos de carne son ricos en aminoácidos esenciales, lo cuál favorecen a nuestro cuerpo ayudándonos en la regeneración. Sin embargo, el consumo exclusivo de músculo hace que podamos tener déficit de otros elementos nutricionales muy importantes.

Si miramos al pasado, y no hay que mirar muy atrás, nos fijaremos que el animal era consumido de entero de morro a rabo. Si nos fijamos en la naturaleza, los depredadores consumen el animal que cazan entero o casi entero. De esta manera los aportes nutricionales que se consiguen son todos los necesarios para mantener una buena salud.

Motivos para tomar caldo de hueso superalimento que vuelve a las cocinas

1 Rico en minerales, ayuda a regenerar y reforzar los huesos, contiene muchos nutrientes como vitaminas, aminoácidos y ácidos grasos esenciales.

 

2 Ayuda a sanar el intestino y favorece la digestión: la gelatina que tiene el caldo de hueso es un coloide hidrofílico, atrae y retiene líquidos, y así promueve una digestión correcta.

 

3 Favorece el fortalecimiento de los huesos: este caldo contiene elevadas cantidades de calcio, magnesio y otros nutrientes que ejercen un papel esencial en la formación de hueso sano.

4 Mitiga el dolor y la inflamación articular, gracias al sulfato de glucosamina y diversos compuestos extraídos del cartílago una vez que hierve.

Los beneficios siguen

5 Entre estos micronutrientes que contiene, mantiene la regeneración de los tejidos de la piel y las articulaciones. Consumir colágeno mejorara la calidad de la piel y de las articulaciones.

6 Rico en proteínas de gelatina: ayuda a la digestión, salud cardiovascular y a la reconstitución de los huesos.

 

7 Bueno para la artritis y el dolor muscular, contiene sulfatos de glucosamina y condroitina, compuestos del cartílago, capaces de reducir el dolor que provoca la artritis, es decir, la inflamación de las articulaciones.

8 Alivia el síndrome del intestino permeable, los aminoácidos del caldo de huesos son esenciales para la cicatrización del revestimiento de los intestinos, evitando así otras dolencias de carácter autoinmune.

9 Previene la aparición de enfermedades autoinmunes, gracias a que mantiene una microbiota sana. Así el intestino delgado cumple con su función de absorber nutrientes y no permitir el paso de sustancias tóxicas que podrían activar la defensa inmunológica que luego puede atacar a otros órganos por reacciones cruzadas entre toxinas y tejidos propios del cuerpo.

10 Un gran aliado de nuestra piel, ya que esta sustancia proteica ayuda también a prevenir y corregir las arrugas, así como a favorecer la elasticidad y firmeza de la piel. Un poder que se extiende a otras partes del cuerpo como el cabello, las uñas, los tendones o los ligamentos.

11 También colabora con la pérdida de peso, ya que el caldo de huesos tiene un poder saciante que controla el apetito y mantiene a raya la necesidad de consumir alimentos ricos en azúcar.

Acá va la receta de caldo de hueso, superalimento que vuelve a las cocinas

El caldo de hueso superalimento que vuelve a las cocinas requiere de pocos ingredientes y una receta muy fácil de hacer. ¡Toma nota!

Ingredientes: 2 kilos de huesos de vaca, pollo o pescado; cuando lo he hecho, lo hago con huesos blanco; 5 cucharadas de vinagre de manzana, sal marina a gusto, verduras a gusto y cubrir todos los ingredientes de la olla con agua.

Cocinar en olla a presión durante 90 minutos. De no contar con olla a presión, se puede realizar en una olla a fuego lento de 12 a 24 horas para los huesos de carne de vaca o 6 a 8 horas para pollo y pescado.

El vinagre de manzana hace que todos los nutrientes pasen al caldo. 

Vierte el caldo a través de un colador fino y deseche los sólidos y ¡listo! Su caldo de hueso listo para probar y nutrirse de un súper alimento.

Con información de la Dra. María Alejandra Rodríguez Zía

Logo Cantv color
 
Logo Cantv color