Consejos para elevarla productividad de tu emprendimiento
¿Elevar la productividad del emprendimiento? 10 pasos para lograrlo
25 de junio de 2021
Ucab e Italbank se unen para apoyar a emprendedores
UCAB e Italbank apoyarán a profesionales y emprendedores
26 de junio de 2021

Conoces estos modelos de inversión ideales para Pymes

Conoce estos modelos de inversión ideales para Pymes

 

¿Modelos de inversión para Pymes? Sì, hoy te hablaré de tres porque sin duda, uno de los principales retos que enfrenta actualmente un emprendimiento en etapa inicial es la captación de capital para validar su negocio. Ante este escenario complejo, el capital emprendedor a través del modelo Venture Debt se perfila como una de las mejores opciones de inversión y capitalización entre inversores y el ecosistema emprendedor.

¿De qué se trata?

Venture Debt al igual que Venture Capital y Private Equity son modelos de inversión enfocados en impulsar a las empresas con alto potencial. En cada una hay diferencias tanto por el monto del capital como en las necesidades de la empresa.

Mientras que Venture Debt apoya a la estructuración, validación y crecimiento de un emprendimiento; el Venture Capital impulsa su consolidación y expansión; el Private Equity se asocia con compañías que ya están consolidadas en su industria y con una necesidad mayor de capital.

De acuerdo con la Corporación Financiera Internacional (CFI) ;este tipo de mecanismo permite a los inversionistas involucrarse con el crecimiento del ecosistema emprendedor y detonar la economía.

De acuerdo con la CFI este tipo de mecanismo permite a los inversionistas involucrarse con el crecimiento del ecosistema emprendedor.
En palabras de Denis Yris, fundador de un fondo de capital emprendedor que impulsa el crecimiento de las empresas;“el Venture Capital se ha consolidado como una solución viable entre el ecosistema emprendedor. La incursión de modelos innovadores como Venture Debt, son una opción más sostenible a largo plazo. Sin duda, permitirán el aumento de historias de éxito para las pequeñas empresas”.

Según datos de Pitchbook, el Venture Debt es una práctica consolidada en Estados Unidos. Tan sólo en 2020; las empresas o negocios en etapa inicial recaudaron u$s25 mil millones a través del Venture Debt, en comparación con los cinco mil millones hace diez años, según publicó el sitio Emprendedores News.

“Con esta alternativa de inversión, la empresa obtiene capital a cambio de una porción de acciones, no más del 40%, y sin el riesgo de perder el control de esta. Es un modelo de inversión flexible y escalable para emprendedores con la intención de adaptarse a cualquier desafío o condiciones inesperadas del mercado en el corto plazo”; explicó Yris.

De acuerdo con la Corporación Financiera Internacional (CFI) este tipo de mecanismo permite a los inversionistas involucrarse con el crecimiento del ecosistema emprendedor y detonar la economía.

Un interesante modelo de inversión

En castellano, venture debt es el equivalente a los préstamos convertibles en acciones. “Existe la posibilidad de transformar ese crédito en acciones para el inversor… lo que puede dar buen rendimiento a su cartera de empresas”.

“No exige ningún aval bancario , ni otras condiciones que piden las entidades financieras y que son difíciles de alcanzar para un emprendedor”.

Por otro lado, .las compañías que quieran acceder a estas aportaciones pueden desmarcarse (al menos en parte) de la dura competición por conseguir la cifra que necesitan durante las primeras rondas de financiación. Si les falta una cantidad relativamente pequeña – el venture debt suele suponer un complemento de entre el 50% y el 25% de la inversión principal −; pueden acudir a grupos como Lean Investment.

Al contrario que los business angels y los fondos de capital de riesgo; estas firmas no participan en la financiación de la empresa si no hay ya un inversor importante de alguno de los dos tipos anteriores. Solo toman una participación minoritaria. “Es un tema de análisis de riesgo: el venture debt no tiene como objetivo asumir el riesgo principal de capitalización de la compañía”.